Desde el comienzo de la Pandemia hubo más de 3.000 tomas de terrenos

La ONG Defendamos Buenos Aires realizó un informe en el que se expone que las usurpaciones se llevaron a cabo en más de 50 localidades del Conurbano bonaerense. La Matanza no es la excepción.

A casi cinco meses del comienzo del aislamiento, la ONG Defendamos Buenos Aires dio a conocer un estudio en el que se revela que se produjeron más de 3.000 tomas de terrenos, casas, galpones y departamentos en 50 localidades del Conurbano bonaerense. Lejos de ser una excepción, en La Matanza la preocupación crece.

La Biblioteca Popular Ceferino Namuncurá, de González Catán, posee un predio donde, hasta hace poco tiempo, se realizaban actividades deportivas y recreativas con los chicos del barrio. Según miembros de la comisión directiva de la institución, el espacio fue usurpado hace algunas semanas. “La gente había empezado a plantar líneas marcando el lugar”, señalaron. También, explicaron que “hubo que acercarse a los terrenos y hacerles comprender que, como asociación civil, lo que se intenta es trabajar para el barrio”. “Se consiguió que se retiraran, pero no sin que antes hicieran planteos absurdos como exigir que se les dieran chapas y un lugar donde vivir”, resaltaron.

En la misma localidad, un grupo de personas intentó tomar los terrenos linderos a la Coordinación Ecológica Área Metropolitana Sociedad del Estado (CEAMSE), en la intersección de las calles Domingo Scarlatti y Esmeralda. Si bien la usurpación fue frustrada, la fiscal interviniente acordó una reunión con el dueño de los terrenos para indagar si tenía intenciones de ponerlos a la venta.

En este caso, los vecinos del lugar aseguran que “no es la primera vez que pasa algo así”. “Cada vez que hay una crisis económica y social, viene gente de otros lugares e intenta quedarse en esas tierras”, remarcaron. Sin embargo, “siempre termina todo igual, porque después de unos días se van o los termina sacando la policía”, concluyeron.

FUENTE: EL1 DIGITAL